Crema de calabacita (Sin lácteos)

¡Hola, hola!

He vuelto, otra vez, y estoy muy feliz por volver a mi espacio creativo.

En estos meses, me enfoqué mucho en mi mente y atender asuntos pendientes, y sin querer queriendo, mi lado creativo se quedó en el olvido. Entiendo que a veces es necesario dar un paso atrás, éste tiempo me ha ayudado mucho, pero llegó un punto en el que quería encontrarle el sentido a todo, literal a todo, y pues tampoco se trata de eso.

Estoy con paz con lo ha que ha sido y con lo que es, pero no voy a mentir, hay días que la ansiedad me intenta ganar, y es cuando tengo que recordar todo lo ganado, y sobre todo, que ya obtuve la respuesta que más necesitaba.

Y después de haber reflexionado sobre eso, decidí volver a despertar la creatividad en mi, seguir adelante, seguir creando, construyendo y de vez en cuando desconstruir (¿existe esa palabra? jaja).

crema2.jpg

El viernes desempolvé la máquina de coser, y me puse hacer scrunhies, a los cuales de niña yo les decía churros, mis manos estaban inquietas, ansiosas por crear.

El sábado se me fue la mañana cosiendo, sentía que no podía parar, así que me fui a un café para despejarme y a ver si me inspiraba para escribir. Y así fue, me pedí un latte en las rocas que estaba bien bueno, quiero volver por otro, me puse a leer un rato, y luego agarré pluma y dejé que todo fluyera.

crema3.jpg

Esta receta no salió de esa tarde de café, es una de mis básicas y favoritas, y que aprovechando que el sábado me regalaron calabacitas, pues le tenía que dar su espacio especial en el blog.

La crema no lleva leche, porque no la necesita, así la pura calabacita es la estrella, hay quienes recomiendan agregarle avena para darle consistencia, en lo personal, disfruto de la pura verdura con un chorrito de agua y especias, ahí está el secreto.

Sigan esta receta para la verdura que se les ocurra, y van a tener las mejores cremas de verduras de su vida, fáciles y saludables.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Crema de calabacita (sin lácteos)

Ingredientes

  • 2 calabacitas medianas
  • 1/4 de cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 1 puñito de cilantro
  • 1 chile verde tatemado
  • 1 taza de agua
  • sal
  • pimienta
  • una pizca de nuez mocada
  • 1/2 cdita de levadura nutricional (opcional)

Procedimiento

  1. Lavar las calabacitas y partir.
  2. En una olla colocar las calabacitas, cebolla, diente de ajo, un poco de sal y agua hasta cubrir todo.
  3. Cocer hasta que estén las calabacitas blandas.
  4. Licuar las calabacitas con el agua en las que se cocieron,el puñito de cilantro, pizca de nuez moscada, pimienta y levadura nutricional (le da sabor pero igual queda bien sin esto). OJO, licuar cosas calientes puede ser peligroso si usas una licuadora que sea cerrada.
  5. Rectifica el sabor, si sientes que está muy espesa, agrega un poquito más de agua, pasa a una olla para que calentar  y agrega el chile verde previamente tatemado y sin semillas.
  6. Y ahora sí, a servir, puedes adornar con algunas semillas, o aceite de oliva, yo utilice un crema hecha a base de semillas de girasol y pues wow, quedó perfecta.

crema5.5.jpg

La nuez moscada le da un sabor muy especial, antes nomas la usaba para hornear galletas, pero he ido experimentando con ella en la cocina, y en todas mis cremas la agrego.

Muchas gracias a mi Tía Martha por regalarme las calabacitas :D, es una de mis verduras favoritas, me encanta cruda, cocida, asada, como sea jajajaja.

Espero la hagan y vean que no es necesario usar leche o crema.

Hasta la próxima.

#ladelacadenita

Deja un comentario